domingo, 24 de marzo de 2013

Yo estaba bailando...




Yo estaba bailando 
en un desierto absoluto
donde no hay amor,
pero sé que si bailas,
Dios te ve en secreto
y acompaña tus pasos.



Alda Merini.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

A todo caminante que la vida trajo por aqui, le agradezco que deje su huella. Un abrazo!!!