martes, 30 de junio de 2015

lunes, 29 de junio de 2015

La conciencia.





Compare usted la conciencia y su contenido con una nube. Usted está dentro de la nube, mientras que yo la miro. Está usted perdido en ella, casi incapaz de ver la punta de sus dedos, mientras que yo veo la nube y otras muchas nubes y también el cielo azul, el Sol, la Luna y las estrellas. 
La realidad es una para nosotros dos, pero para usted es una prisión y para mí es un hogar.

 Nisargadatta: Yo soy eso.








viernes, 26 de junio de 2015

Honrar.














El viaje.




Un día supiste por fin
lo que tenías que hacer, y empezaste,
aunque a tu alrededor las voces
seguían gritando
sus malos consejos
aunque toda la casa
empezó a temblar
y sentiste el antiguo tirón
en los tobillos.
“¡Arreglame la vida!”
gritaba cada voz.
Pero no paraste.

Sabías lo que tenías que hacer,
aunque el viento hurgaba
con sus dedos rígidos
en las bases mismas 
aunque su melancolía
fuese terrible. Ya era bastante
tarde, y una noche salvaje,
y la calle llena de ramas
caídas y de piedras.


Pero de a poco,
mientras dejabas las voces atrás,
las estrellas empezaron a arder
entre las sábanas de nubes,
y había una voz nueva,
que lentamente
reconociste como tu propia voz,
que te acompañaba
mientras te adentrabas más y más
en el mundo,
decidida a hacer
lo único que podías hacer
decidida a salvar
la única vida que podías salvar.




Mary Oliver.









jueves, 25 de junio de 2015

Un maestro de vida.


Es preferible un solo maestro de vida,
 frente a mil maestros de la palabra.



Maestro Eckhart.






lunes, 22 de junio de 2015

Esperando.



En tres mil años el hombre ha hecho mas de cinco mil guerras
 y la mujer ha respondido a eso dando vida. 
Somos una sola obra dividida en dos.
 Y una sola en acción. 
Y la otra esperando en la cocina o esperando en el castillo o en la pocilga,
 pero esperando. 



Facundo Cabral.







viernes, 19 de junio de 2015

Tarea.


Unir.
aunar,
fusionar,
mezclar, 
juntar,
unificar,
reunir,
agrupar, 
combinar,
asociar,
aliar.



I n t e g r a n d o m e.



Pao.











jueves, 18 de junio de 2015

Amanezco hoy.


Amanezco hoy

por la fuerza del cielo,
la luz del sol,
el resplandor de la luna,
el esplendor del fuego,
la velocidad del rayo,
la rapidez del viento,
la profundida del mar,
la estabilidad de la tierra,
la firmeza de la roca.

Amanezco hoy.



John ODonohue





martes, 16 de junio de 2015

Conexión.

Si un día salgo a caminar y miro atentamente a un pájaro, un hilo fino se forma entre nosotros. Si salgo otro día y veo a ese mismo pájaro y lo reconozco, el hilo se vuelve un poco más grueso. Cada vez que veo y reconozco a ese pájaro único, particular, el hilo crece, hasta convertirse en una soga. Nosotros tendemos sogas con todos los aspectos de la creación, con todo el universo.



Cuento del pueblo San, que habita en el desierto de Kalahari.




viernes, 12 de junio de 2015

Y dónde está la alegria?


Y la alegría está en todas partes;
Está en la verde cubierta de hierba de la Tierra;
Está en la serenidad del cielo azul ;
Está en la exuberancia de la imprudente primavera;
Está en la abstinencia severa del gris invierno;
Está en la carne Viva que anima nuestra estructura corporal;
Está en el perfecto equilibrio de la figura humana, noble y justo;
Está en la Vida;
Está en el ejercicio de todos los poderes;
Está en la adquisición de Conocimiento;
en la lucha contra los males …
La alegría es allí en todas partes.


Rabindranath Tagore.





La jaula es segura para sobrevivir, 
el cielo abierto permite la aventurade vivir.

El peor riesgo:

permanecer en un espacio conocido.



Almanaque Sanador.





jueves, 11 de junio de 2015

Dos caminos.



Si dudas entre dos cursos de acción,
elije siempre el que te deje más sola,
más en silencio, 
más cerca del amor.





Hermana Consolata Betrone.








miércoles, 10 de junio de 2015

El perdón.


  

"El perdón es la fragancia que la violeta vierte en el talón que la ha machacado."



Mark Twain.















martes, 9 de junio de 2015

Experiencias.



Experiencias felices traen alegría a la vida; experiencias penosas le dan profundidad y solidez. Tampoco quiere esto decir que haya que provocar el sufrimiento o provocar el dolor; ya trae la vida bastantes penas para que le añadamos más por nuestra cuenta. Lo que si quiere decir es que, siempre que el sufrimiento se presenta, debemos usarlo para esta noble tarea. No dejes pasar las ocasiones. Nunca se te ocurra decir: “Cuando pase esta tribulación, volveré a ser feliz”. No. Si no eres feliz con las cosas tal como están ahora, no lo serás nunca. Si esperas a salir de la cárcel para ser libre, nunca serás libre. Aprende a ser y sentirte libre dentro de la cárcel, y entonces podrás ser libre siempre en todas partes.



Anthony de Mello.






jueves, 4 de junio de 2015

miércoles, 3 de junio de 2015

Sueños...

 

Pisa con cuidado, porque caminas sobre mis sueños.

W.B. Yeats.






El sueño.



Pedía a Dios todos los días la gracia de encontrar un tesoro. Había comenzado a trabajar en el campo pero no le gustaba, y pensaba que a Dios no le costaba nada revelarle en un sueño donde había un tesoro escondido. Alguno habría entre tantos terrenos, y con solo saber donde estaba, lo buscaría y viviría feliz toda su vida sin tener que madrugar y trabajar y cavar y sudar siete días a la semana. Era bien sencillo. Y él tenía la certeza de que Dios le revelaría el tesoro escondido. Dios era omnipotente, y él se lo había suplicado con fe y con devoción. No podía fallar.
Una noche tuvo un sueño. En un campo cercano al suyo, en la ladera del río, al lado de un árbol que él en su sueño identificó enseguida, estaba el tesoro escondido. Al día siguiente exploró el terreno con disimulo, y era exactamente como se le había mostrado en el sueño. El campo, el río, el árbol, y allí, escondido bajo tierra estaba el tesoro que le esperaba para hacerle feliz. Apenas pudo ocultar su alegría, pero pasó todo el largo día, llegó la oscuridad, dejó pasar la medianoche, y se dirigió silencioso con su pala y su pico a cavar en el sitio preciso.
Se puso a cavar. Con prisa por un lado y con cuidado de no meter ruido para no despertar a nadie. El tesoro iba a ser para él solo. Por fin el pico sonó sobre metal. Un cofre grande fue apareciendo poco a poco ante su ávida mirada. Tras muchos esfuerzos quedó libre. Lo levantó. Era pesado. Lo dejó sobre el terreno, lo contempló con satisfacción, forzó la cerradura con el pico, y levantó la tapa. Dentro había un sobre con un papel. Rasgó el sobre con impaciencia, desdobló el papel, lo leyó a la luz de la luna. Decía: “No te creas que con cavar un hoyo se encuentra un tesoro. Eso son cuentos de hadas. Trabaja en el campo y te ganarás la vida.” 
Dios había escuchado su oración.


Carlos. G. Valles.





martes, 2 de junio de 2015

Críticas.


Al tiempo no le importa que lo critiquen.

Dicho Indio.








Una vez...


No soy la única.


No soy la única, pero aún así soy alguien.
 No puedo hacer todo, pero aún así puedo hacer algo; 
y justo porque no lo puedo hacer todo, no renunciaré a hacer lo que sí puedo.



Helen keller.